Rebelión a bordo en Energya VM: varios directivos, suspendidos de empleo y sueldo por intentar montar otra comercializadora

La que es la primera comercializadora eléctrica independiente de España, Energya VM (Grupo Villar Mir), antes Centrica, no pasa por su mejor momento. Así lo refleja el hecho de que varios de sus directivos intentaran irse de la compañía para montar una nueva comercializadora, incluso con clientes de la propia Energya VM.

Según ha podido saber El Periódico de la Energía, varios de sus directivos, entre los que se encuentra el director Comercial, Santiago Chivite, así como el director financiero, Álvaro Estancona, han intentado montar otra comercializadora de luz y gas.

Ambos directivos no iban solos, les iban a acompañar varios delegados comerciales de Energya VM y algún directivo más. Ahora todos ellos están bajo una investigación y han sido suspendidos de empleo y sueldo hasta que se tome una decisión al respecto.

Fuentes oficiales de la compañía aseguran a El Periódico de la Energía que “hay una investigación en curso que está en manos de su asesoría jurídica”, sin entrar en más detalles.

Este hecho tuvo lugar ya hace más de un mes, cuando la consejera delegada de la compañía, María Luisa Huidobro, se enteró de los planes de estos directivos y empleados de la compañía y decidió abrir la investigación.

Se trata de directivos que llevan muchísimos años en la comercializadora, incluso cuando ya antes se llamaba Centrica. Por ejemplo, Chivite lleva más de 11 años en la compañía mientras que Estancona más de 16 años.

Dentro de los planes de este grupo de trabajadores ‘rebeldes’ estaba, aparte de montar una nueva comercializadora, llevarse a numerosos clientes de Energya VM a su nueva empresa. Algo que hizo sospechar a la dirección de la compañía del Grupo Villar Mir.

Precio de oro

Es por ello que Huidobro ha puesto en manos de su asesoría jurídica la investigación de este caso. Este suceso ha hecho que el día a día en Energya VM sea cada vez más complicado. Aunque la compañía funciona con total normalidad, ha sido en este proceso de investigación cuando se dio el hecho de los 11.498 €/MWh en el mercado eléctrico.

Un parque eólico de Villar Mir fue el culpable del denominado precio de oro marcado durante una hora en el mercado de regulación secundaria a subir del pasado 7 de mayo.

Varios fallos en cadena, mala previsión de demanda, el fallo de un ciclo combinado de Engie así como la pésima previsión de producción de varios parques eólicos de Acciona y Endesa, produjeron un hueco de 3.000 MWh que tuvieron que ser ‘tapados’ por otros actores entre los que se encontraba Villar Mir.

La oferta de 11.498 €/MWh se realizó porque no se quería participar en el mercado pero los hechos acaecidos se encontraron con distintas ofertas por encima de 9.000 €/MWh y que finalmente hicieron entrar a este parque eólico para marcar el máximo permitido de 9.999 €/MWh.

Villar Mir no ingresó ni un solo euro por esta operación.

El ‘caso Abejas’

Los intentos de formar otras comercializadoras y llevarte los clientes de tu empresa a otra no es que suceda habitualmente, pero en los últimos tiempos se ha dado el caso de Pablo Abejas y otros directivos en la comercializadora Aldro Energía.

En este caso, la dirección de Aldro cerró la investigación bastante pronto y en cuestión de 48 horas expulsó a Abejas y otros directivos de la compañía al confirmar que estaban negociando montar otra comercializadora con una empresa de la competencia.

Ahora Abejas ha recaído en Nace Energía tal y como adelantó este diario.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *